Publicado el 2 comentarios

Figuras decorativas en pasta de resina.

Una aplicación de la resina poliéster :

Originarios de Noruega, estos primos de los duendes están hechos de pasta de resina. La necesidad de la gente de encontrar amor, dinero, salud, felicidad, ha hecho que desde tiempos remotos crea en fetiches. Lo que resulta curioso es que en esta época, en la que la ciencia y la tecnología avanzan a pasos agigantados, mucha gente siga creyendo en ellos.
En la actualidad se han puesto de moda toda clase de amuletos para la buena suerte, desde ojos de venado, pasando por cuarzos, pirámides, listones, patas de conejo y más recientemente los trolls.

Los trolls llegaron a México hace 10 años por iniciativa de Paco Labia Originarios de Noruega.
Paco abrió las puertas de su negocio para presentarnos a estos simpáticos duendecitos, los que a algunas personas les parecen horripilantes, lo cierto es que detrás de esa apariencia aterradora guardan cierta ternura.

Troll es un término noruego que menciona a una criatura mitológica. En nuestra lengua, la escritura correcta de la palabra es trol, con una única L, según acepta el diccionario de la Real Academia Española Troll.

De acuerdo al folklore de Escandinavia, un trol es un ser que vive en cavernas y regiones boscosas. Su apariencia varía según la historia: hay relatos que mencionan a los troles como gigantes malvados, mientras que otros los definen como humanoides que secuestraban a los niños.

Para J. R. R. Tolkien (creador de “El Señor de los Anillos”), un trol era una criatura gigantesca de gran fuerza y escasa inteligencia. J. K Rowling también pensó en los troles como bestias de gran tamaño en la saga de “Harry Potter”.

De la misma manera, a lo largo de la historia del cine, la televisión o la literatura la figura del trol ha sido muy recurrente. Así, por ejemplo, en la serie de dibujos animados “David, el gnomo” los troles eran precisamente los más duros y temidos enemigos que tenía el protagonista.

Asimismo, en la mítica novela “La historia interminable”, de Michael Ende y que luego fue llevada a la gran pantalla, los troles venían a ser figuras importantes que, en este caso, contaban con forma de árbol.

En el ámbito de los videojuegos, hay que resaltar la existencia de “El cuento del troll”. Se trata de un juego online y gratuito donde el protagonista, un singular duende, lleva a cabo una aventura con el claro objetivo de encontrar troles en su camino.

Un muñeco trol o troll, por otra parte, es un juguete que fue muy popular hace algunas décadas. La principal característica de estos muñecos es su pelo, peinado hacia arriba y de colores muy llamativos.

En el ámbito de la informática, un troll es un usuario que se dedica a publicar contenidos ofensivos o falaces en Internet, con la intención de generar un clima negativo en una comunidad virtual o de distorsionar la realidad. El concepto se utiliza también para nombrar a las identidades falsas que se emplean en la red para difundir información errónea de manera anónima.

Los troles de este tipo pueden encontrarse circulando por la Red en multitud de espacios. Así se pueden hallar en foros, juegos en línea de tipo multijugador, weblogs o grupos de noticias, por ejemplo. Lo habitual es que sean aquellos de dos tipos: los que buscan atención y los de un solo golpe.

Troll el troll de Internet parece sentir un especial placer al ofender al resto de los usuarios y al iniciar discusiones absurdas, sin razón aparente. Si bien en ciertos ámbitos su accionar puede resultar sencillamente molesto y, en el mejor de los casos, gracioso, en otros puede provocar profundas heridas a nivel psicológico a causa de sus comentarios, generalmente carentes de tacto.

Dados los problemas que suelen generar, mucha gente parece no entender por qué no se puede erradicar de una vez por todas esta figura tan nefasta; la explicación, por otro lado, gira en torno al relativo anonimato que Internet nos provee. Un troll no tiene intenciones de razonar; no desea llegar a un acuerdo con los demás, ni siente culpa por las consecuencias de sus ataques. La razón de su existencia es simple y sencillamente entorpecer la comunicación de los demás.

La figura del troll puede pasar desapercibida para muchas personas, especialmente para las que llevan navegando la Red desde sus comienzos, pero los individuos más vulnerables pueden vivir experiencias cercanas al acoso. En el caso de los foros, por ejemplo, las incesantes discusiones desatadas por un troll pueden llevar a ciertos usuarios a darse de baja y a otros, a decidir no inscribirse.

Como si esto fuera poco, el clima tenso que crea un troll es contagioso: poco a poco, más usuarios que solían disfrutar de sus interacciones en la Red se vuelven más cautos a la hora de iniciar un intercambio, por miedo a caer en las garras de uno de estos molestos seres; del mismo modo, una simple respuesta discrepante puede despertar una actitud violenta si parece provenir de un troll.

Al respecto, Paco Labiaga nos habla acerca de su historia y todo lo que hay que saber de ellos: “Los trolls no tienen una fecha de aparición exacta, se dice que fue hace miles de años cuando los vikingos noruegos llegaron a las tierras del Norte. Ellos se dieron cuenta que en las noches aparecían ciertos seres a los que si agarraban por el pelo se les escapaban, pero al día siguiente un deseo se les cumplía, de ahí viene el atributo de que los trolls son duendes de la buena suerte. Cada uno tiene un significado y su nombre”.

Pertenecen a la tierra . “Cuando adquieres un troll, lo adoptas, lo tienes que querer, cuidar. No es amor, idolatría, porque esto no es esoterismo y es importante dejarlo muy claro, tampoco es magia negra ni es que al troll le tengas que rezar. El troll es un ser energético, es un tipo de nomo que pertenece a la tierra y ésta es elemental. Los elementos básicos son: agua, tierra, viento y fuego. Los seres elementales del agua se llaman ondinas, los del fuego salamandras, los del viento silfos y los de la tierra nomos y dentro de ellos están los trolls, los leperton, los doblins, los duendes, etcétera. Los trolls son como primos de los duendes.”

“Cada troll trabaja por su dueño en las noches. Le pides un deseo, le sobas y le das un beso en la nariz, si tu deseo es factible y pones de tu parte, se cumple, pero no porque sea magia, sino porque la magia la tenemos nosotros mismos y aprovechas la energía del troll para que se cumpla ese deseo, tú eres el que lo realiza, pero mucho más fácil que si lo hicieras solo.”

Son seres nocturnos

“El troll se hace de noche, se trabaja únicamente cuando no hay luz del sol, porque cuenta la leyenda que si el troll se quedaba en el bosque y veía la luz del sol al día siguiente se convertía en árbol o en piedra y perdía sus poderes sobrenaturales. Una mina abandonada antigua se habilitó como fábrica en el norte de Noruega que se llama Tynset. Trabajan de noche y cuando sale la luz del día dejan de hacerlo.”

Están cargados de energía

“Hay trolls de diferentes tamaños, desde cinco centímetros hasta de 2.5 metros, todos tienen la misma energía. Los trolls más grandes (de 2.5 metros) pesan una tonelada, sólo hay diez en el mundo y hay uno que da vuelta visitando varios países, a México todavía no le toca. Aquí hemos organizado el Festival Mundial de Trolls durante dos años consecutivos, Objetos de colección :

“Existen más de 120 distintos. Hay trolls para el amor, la salud, el éxito, el entusiasmo, la fortuna, los negocios, la decisión, los estudios, los deportes, hay para todo. En términos generales ayudan en salud, amor y dinero que son los tres elementos esenciales que tiene que tener una persona para tener un equilibrio. El troll enseña a tomar una actitud positiva frente a la vida y si se tienen las cosas se dan, se cumplen. Uno puede ir ante la vida quejándose, ¿no? Para nada, vamos adelante y el troll te lo recuerda, porque son seres espantosamente bellos. Tenemos el troll del amor eterno, el de la familia, pero uno tiene que poner de su parte.”

2 comentarios en “Figuras decorativas en pasta de resina.

  1. Great content! Super high-quality! Keep it up! 🙂

    1. Thanks for your comments, we are in touch

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *